Toledo un 2 de mayo

El viernes Olga y yo (algun oso dirá que también vino) fuimos a Toledo a pasar el día. Olga no estaba muy allá la pobre, ya que tuvo fiebre el día anterior. Pero al final sí que fuimos.

Hicimos la reserva del tren por la web de Renfe que, grata sorpresa, funcionó perfectamente usando un Mac con Firefox, y pude hacer la reserva de dos billetes (el oso iba de polizón) en un tren Avant. Estos trenes, son como el AVE, pero para distancias medias, y en este caso te plantas en Toledo en media hora.

Llegamos ahí sobre las 11.30 y desde la estación fuimos andando hacia la colina. Es espectacular las vistas del río Tajo desde ahí.

Toledo 2008-05-02 050.jpg

La ciudad estaba plagada de gente, se notaba que era festivo en Madrid (para los despistados, aquí tenéis más información de por qué fue festivo). El acceso a la Catedral hasta las orejas y así todas las callecitas, salvo alguna en la que pudimos hacer fotos como esta:

Toledo 2008-05-02 040.jpg

Y también encontramos placitas como esta, que a mí me encantó:

Toledo 2008-05-02 039.jpg

Y así todo, la verdad es que me encantó la ciudad, muy agradable pasear por sus calles, sobre todo por aquellas en las que no había nadie, parecía como si te trasladaras en el tiempo.

La vuelta fue curiosa, porque quisimos volver antes de tiempo, ya que Olga estaba cansada y un poco pocha. Pero hete aquí que estaban los trenes completos, así que imposible volver hasta las 21:30. Resultado: nos fuimos a un centro comercial, Luz del Tajo, a ver una película. Suena a coña que hayamos ido a Toledo y a ver una película, pero bueno, yo lo veo como que lo hemos aprovechado muy bien. La película que vimos fue Fuera de Carta, con Javier Cámara y Fernando Tejero, entre otros. Película entretenida, que te hace pasar un buen rato y con la que te ries bastante. Muy recomendable. Aunque creo que si la queréis ver no hará falta que os vayáis a Toledo 😛 Pero de todas maneras, si queréis ir a Toledo a ver la película, para ir desde la estación, coged el bus 92, que os deja en la puerta. Eso sí, agarraos bien, porque van como locos por la ciudad. El precio del billete sencillo son 90 céntimos.

Y poco más, cogimos el tren de las 21:30 y a las 22:15 estábamos en casita. Cansados, pero muy bien. Lo dicho, id a Toledo, que os gustará mucho.

Por cierto, que se me olvidaba, aquí tenéis el set de Flickr.

Saludos.

5 ideas sobre “Toledo un 2 de mayo”

Los comentarios están cerrados.

A %d blogueros les gusta esto: